Archivos mensuales: junio 2011

21 de junio de 2011

A saber, ya van seis mujeres asesinadas en la primera quincena del mes de abril. Tres de ellas no tenían GPS. En lo que va de año serían veintiuna víctimas.

No se entiende, ¿verdad? Yo no lo entiendo. ¿Qué se les mete en la cabeza a estos irracionales? También me pregunto qué vida han tenido, algunas tan jóvenes, hasta encontrarse, de manera tan cruel, cara a cara con la muerte. Cuántas veces habrán aguantado el maltrato pensando en el bienestar de sus hijos, en el qué dirán, en no mostrar su propio fracaso.

No creo que se pueda contabilizar la cantidad de novias, esposas, compañeras y ex que viven clausuradas por sus maltratadores, sin poder salir a la calle con libertad y ni siquiera en casa pueden estar tranquilas, no se puede.

Algunas sospechan su final, el miedo y la desesperación las llevan al suicidio porque no ven otra salida. Otras viven amenazadas de muerte y no lo saben hasta que les llega el momento. Inocentes.

Las noticias confirman que después de matar, sus verdugos, unos pocos, tengan la edad que tengan, sean de la raza que sean y la condición social a la que pertenezcan, intentan suicidarse sin éxito (bueno, es un decir que el suicidio se considere un éxito). Pienso que si de verdad quisieran morir, invertirían los términos y, por lo tanto, ellas quedarían libres.

A esta clase de mujer:
“Su” hombre le marca el terreno, limita sus pasos, su libertad.
“Su” hombre le tiene prohibido hablar con las personas de su entorno. No puede comunicarse.
“Su” hombre se encarga de que tenga problemas con la familia, de que quede mal ante los ojos de ellos hasta que logra apartarla por completo.
“Su” hombre, ese en cuya compañía un día se sintió princesa, le quita ahora la autoestima por completo.

Por otro lado, tiene en su contra que:
“Su” hombre sigue siendo encantador a la vista de todos.
“Su” hombre es un excelente fingidor en público.
“Su” hombre es un exquisito anfitrión.
“Su” hombre es generoso en extremo y su simpatía es arrolladora.

En definitiva: Ellas van cayendo, una a una, como gota incesante, como muñecas de trapo sin voluntad propia. Un mes mueren unas pocas, al siguiente más, al otro continúan modificándose las estadísticas…

Conclusión: “Su” hombre es un criminal absoluto de pies a cabeza que determina cuando la mujer clausurada, debe ser asesinada.

Amiga, no olvides que hay un teléfono de ayuda: 016.

Noticias: 20 víctimas mortales del machismo; Mata a ex novia a cuchilladas; Sin GPS

© Isabel Pavón

  0